2125 PLA Creadores03 Ver vídeo
Leer noticia

Campaña primavera-verano 2017 de la marca.

El responsable de Medwinds, la primera firma de ropa del grupo Camper, reivindica en sus diseños y accesorios el carácter y la tradición del Mediterráneo. La filosofía de Llorenç Fluxà es la calma y el buen hacer. La última colección se inspira en la Costa Azul francesa.

Miércoles 21 de Junio de 2017

HAY MUCHAS formas de dar a conocer una marca, pero quizá la que propuso Llorenç Fluxà, responsable de Medwinds, haya sido de las más inesperadas. En lugar de montar un desfile en un destino cosmopolita, decidió abrir las puertas a la matanza anual del cerdo que celebra junto a los suyos en la enorme finca que su familia tiene en Mallorca. En un sector en el que cada vez hay más filtros, la ganas de Fluxà de compartir su mundo resultan tan atípicas como su sorprendente invitación a hacer sobrasadas en la casa donde creció. “Vivimos en un mundo tan dinámico, tan rápido, tan estresante, tan digital, que creo que es importante tener en cuenta las raíces, la historia y la cultura”, explica. Si hay alguien que pueda hablar con propiedad sobre tradición es él. Fluxà es la cuarta generación de la familia que fundó Camper. Su bisabuelo Antonio, conocido por el apodo de Mestre (maestro), dio inicio a esta saga de emprendedores después de traerse de Inglaterra la maquinaria más moderna. Fue su padre, Lorenzo, el creador y responsable de la internacionalización de la marca. Ahora, mientras su hermano Miguel dirige la enseña zapatera, Llorenç, de 44 años, se encarga de los nuevos proyectos: “Al final, la mejor herencia que he podido recibir ha sido una buena educación y la libertad de poder elegir mi camino, nunca me he sentido presionado”. Además de supervisar el funcionamiento de la firma de zapatos de alta gama Cartujano, que relanzaron hace tres años, trabaja en construir unos cimientos sólidos para Medwinds, la primera marca de ropa del grupo familiar.

2125 PLA Creadores01
Llorenç Fluxà, director de la firma de ropa Medwinds. paola de grenet

El punto de partida de este nuevo proyecto es Mallorca, a la que Fluxà regresa una y otra vez. Ahora él, su esposa y sus tres hijos han dejado Palma para instalarse a las afueras de Alaró: “Yo me he criado en este entorno, entre montañas y muy cerca del mar. Lo que te rodea influye en tu manera de ser, tu personalidad, tus inquietudes. Medwinds es un reflejo del estilo de vida que tengo yo y la gente que colabora con nosotros”, explica. Todo empezó cuando detectaron que, si bien existen marcas que se habían apoderado de lo americano, lo anglosajón o lo francés, no se había hecho lo propio con la cultura mediterránea: “Nadie había hecho prendas que evocaran este sitio tan rico y nos pusimos manos a la obra con un grupo de amigos”.

Bolso de la firma.

Cada temporada, Medwinds recala en algún puerto del “mar entre tierras” —como lo llamaban los griegos— que inspira la colección. Este verano lo hace en Cap-Ferrat, en la Costa Azul. Con una identidad muy marcada y una especial atención a los detalles, Medwinds se piensa y se hace en el Raval de Barcelona, “un sitio con mucha mezcla étnica, una zona muy potente”. Con tan solo seis años, Medwinds, que fue pensada para venderse exclusivamente online y que ha ido moldeando su discurso, cuenta ahora con seis tiendas propias y vende gran parte de su producción a través del canal multimarca. “Una firma es como una persona, que nace, crece y que poco a poco va adquiriendo su propio carácter. En constante evolución. Si no está viva, no tiene futuro”. Pero él no parece tener prisa: “En Mallorca hay una cultura muy de poc a poc. Es la isla de la calma y esa tranquilidad está en el ADN de Medwinds, en hacer las cosas bien, productos de calidad, y ser honestos con lo que ofrecemos”. Sus palabras evocan uno de los lemas más celebrados de Camper, el todavía vigente: “Walk, don’t run” (Camina, no corras).

No ha sido cuestión de azar que Medwinds comparta la filosofía de hacer las cosas con el resto de proyectos del grupo: “Para nosotros es importante que, hagamos lo que hagamos, se ciña a unos valores, una intención y una idea. Que haya detrás un proyecto serio, hecho con calidad, corazón e ilusión; al final, esto es lo más importante”.

POR Estel Vilaseca

Licenciada en Comunicación Audiovisual por la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona. En 1999 lanzó itfashion.com, una de las primeras revistas ‘online’ de moda en español que actualmente coordina. También es subdirectora de la revista en papel de moda independiente ‘VEIN Magazine’, además de escribir para EL PAÍS sobre estilo y tendencias.