Sábado 19 de Noviembre de 2016

LAS APARIENCIAS engañan. Y pese a que esta cazadora parezca atesorar años de aventuras, una vida de whisky de malta y vuelos perdidos, en realidad se trata de una prenda nueva. Aunque al menos encierra un secreto: el de la minuciosa técnica que los artesanos de la firma italiana Tod’s han utilizado para conferirle este aspecto. Primero se cepilla la napa con cera para obtener los contrastes de color; después se aplica otra capa, esta vez mediante esponjas, con el objetivo de oscurecer la cazadora; más tarde se consigue el efecto desgastado a través de un segundo cepillado, y finalmente se cubre con un producto fijador. Con el paso del tiempo, la piel de esta pieza perteneciente a la colección Pash Leather seguirá cambiando y envejeciendo. Adquiriendo solera a la vez que acumula las huellas de historias reales.

POR Carmen Mañana

(Oviedo, 1979). Licenciada en Periodismo por la universidad Complutense de Madrid y Master en Periodismo por la Escuela de Periodismo de El País UAM. Especializada en información de Moda y Estilo de Vida, adicta a la literatura victoriana y al cine de terror. Es periodista de El País desde 2005.